1. Coger un mechón no muy grueso y que no supere el ancho de las placas de la plancha.
  2. Colocar la plancha en la raíz y deslizar despacio para que el calor llegue a lo largo de todo el mechón.
  1. Coger un mechón, colocar el cepillo en la raíz y poner la boquilla del secador apoyada en el cepillo.
  2. El secador siempre acompaña al cepillo; deslizar cepillo y secador a la vez hacia arriba y repetir hasta que la raíz esté seca.
  3. Deslizar el secador y el cepillo hacia la punta.
  4. La posición de la boquilla del secador siempre va acompañando al cepillo y en dirección a la punta del cabello. Repetir este paso hasta que el cabello esté seco o le hayas dado la forma que quieras.
  5. IMPORTANTE: La boquilla siempre hacia a las puntas. Evita encrespamiento, sella la cutícula y deja tu cabello más brillante.
  1. Coger un mechón de cabello.
  2. Colocar la tenacilla por delante del mechón.
  3. Enrollar el mechón hacia delante.
  4. Mantener unos segundos (unos 10).
  5. Soltar, dejar enfriar y después peinar o pasar los dedos para deshacer el rizo.
  1. Coger un mechón y situar la tenacilla por detrás del mismo.
  2. Enrollar el mechón hacia atrás.
  3. Mantener unos segundos (unos 10).
  4. Soltar, dejar enfriar y después peinar o pasar los dedos para deshacer el rizo.
  1. Coger un mechón de cabello y situar la plancha como en posición normal.
  2. Girar hacia arriba en 90º.
  3. Deslizar la plancha hacia abajo, ¡nunca hacia delante! Este paso es importante porque si se desliza hacia delante el rizo no saldrá, recuerda deslizar hacia abajo y con lentitud para que el mechón se caliente.
  4. Cuando esté todo el cabello rizado pasar un peine de púas anchas por toda la melena para deshacer el rizo.
  5. También se consigue boca abajo moviendo el cabello para despeinarlo.
©2017 | Política de cookies